¡Nuevo! Biblia de Apuntes - Pulsa aqui.

Como Realizar Una Idea

Les quiero compartir sobre una idea que Dios deposito en mi espíritu hace 20 años y porque no la implementado hasta hace unos meses atrás.  Un día yo estaba sentada en un servicio en la iglesia de mi novio (hoy es mi esposo) y el pastor estaba predicando sobre el grano de mostaza en Mateo 13.  

Mientras yo escuchaba el sermón el espíritu santo me permitió ver un libro de niños con el personaje de un grano de mostaza.  El libro trata de como este granito creció hasta ser un árbol grande  a pesar de que el pensaba que jamas iba a dar fruto. 

Pude ver los imágenes del libro y pude ver la historia completa en cuestión de segundos. Unos meses después, me case y empece a tener hijos inmediatamente.  El libro quedo a un lado pero no olvidado.  Ahora que mis hijos tienen 19, 18 y 17 años y los hemos sacado adelante con la ayuda de Dios, siento que es el momento para enfocarme en los libros de niños que Dios me a dado para escribir.  Este verano pasado conocí a un muchacho que es un ilustrador profesional. Después de observar su etiqueta de trabajo por varios meses le pregunte si a el le gustaría colaborar conmigo en el libro y me dijo que si con entusiasmo.  Hablamos sobre los términos de un contrato, pagos y una fecha de limites.  Este lunes que paso, le di el primer pago.  El primer pago vino a mis manos el día anterior milagrosamente cuando alguien me regalo el dinero!  Pero, desde que yo inicie la conversación con el ilustrador yo hice algo:  sometí el plan en oración.   Para el final de Enero 2016 espero poder presentarles el producto final:  Milton, el Grano de Mostaza.  

Abajo le comparto los pasos que tome para que vean la evolución de esta idea:

1.  Recibí la idea en un ambiente cargado con la unción.  Esto puede ser en un servicio dominical, en un servicio de adoración u oración, en tu closet de oración, durante una conversación con otro hermano, por una profecía... etc.

2.  Pude ver el imagen de la idea en mi mente y nunca desapareció.

3.  Tuve que esperar un tiempo determinado para empezar a trabajar la idea.  Necesite tener paciencia y confianza en Dios de que El me ayudaría a cumplir lo que El me dio.  Este tiempo puede ser una semana, un años, 5 años o 20 años.  

4.  Cuando vi la oportunidad de una conexión divina la agarre.  Conocí a un muchacho con el talento y el profesionalismo necesario para llevar la visión a cabo y no me detuve.  Tampoco tengo todo el dinero necesario para pagarle pero hice un trato con el y le pague su primer pago milagrosamente por FE. Yo tome el primer paso y Dios me ayudo con el segundo.  Y, sin quedarme atrasada en otra área de mi vida.   

5.  Lo puse en oración y continuara en oración hasta que Dios me diga algo diferente.  Le estoy pidiendo a Dios los recursos, las personas de marketing, la casa de publicación, etc.  

Amiga, las ideas que vienen de Dios se logran cuando no te rindes y tienes FE en El.  Tienes alguna pregunta?  Hazla en info@hazaelgaray.com o por www.facebook.com/hazael.garay

 

 

1 comentario

  • siempre e querido emprender un negocio propio pero quiero el señor me de una idea ,marca, o estilo propio siempre estado en la área de la venta y emprendimiento,me gusta mucho me parece interesante tus escrito muy original me identifico mucho Dios te bendiga ..

    nairoby

Dejar un comentario

Nombre .
.
Mensaje .